Inspired
by the
Baha’i Faith
Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í. El sitio web oficial de la Fe Bahá’í es Bahai.org y el sitio web oficial de los bahá’ís de los Estados Unidos es Bahai.us.
ENTENDIDO
Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.
¿Quiero ser bahá'í?
Espiritualidad

Aprendiendo a escapar de la codependencia

Makeena Rivers | Mar 6, 2020

Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.

¿Interesado en otros temas?

Tenemos algo para todos
Makeena Rivers | Mar 6, 2020

Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.

Una amiga y yo compartimos una dulce comida la semana pasada. Mientras nos poníamos al día, me comentó sobre una página de Instagram que la había inspirado.

Esta mañana tuve la oportunidad de buscar a @the.holistic.psychologist (psicóloga holística) en Instagram y ver una de las publicaciones de la Dra. Nicole LePera en la IGTV, que se centra en la ruptura de la co-dependencia. Estaba bastante familiarizada con la definición de co-dependencia y tenía alguna idea de cómo se presenta en la vida, pero la forma en que la Dra. LePera lo explicó y los ejemplos que utilizó me ayudaron a obtener una comprensión aún más profunda.

Reconocí que muchas de las tendencias de codependencia que ella describió eran iguales a la forma en que he actuado en el pasado y a la forma en que a veces actúo actualmente. Teniendo en cuenta mi historia personal, combinada con la expectativa que tiene la sociedad sobre las mujeres negras, no me sorprendió que pudiera identificarme.

La co-dependencia es un conjunto de límites. Cuando alguien experimenta una co-dependencia, a menudo tiene problemas para mantener su bienestar emocional cuando los que le rodean se sienten infelices o no se comportan de la manera que la persona espera. En lugar de dejar que los demás resuelvan sus propios problemas, las personas que luchan contra la codependencia pueden encontrarse constantemente presionando para que los demás hagan lo que ellos quieren. Alguien que tiene una relación co-dependiente hace más esfuerzos para que los demás hagan lo que ellos creen que es mejor, porque su paz interna depende de ello. Así que, naturalmente, tratan de asegurarse de que las cosas a su alrededor sucedan de la manera que esperan. La indecisión ante las pequeñas y grandes elecciones por igual también puede ser un signo de tendencias codependientes.

 Una serie de experiencias y observaciones tempranas pueden llevar a una persona a desarrollar tendencias codependientes. Un niño que observa a los adultos modelar conductas y actitudes co-dependientes puede pensar que esto es lo que naturalmente debería ser. Aprender que la propia alegría es menos importante que complacer a un padre o tutor también puede enseñar a una persona a vivir la vida pensando constantemente en el papel que juega en la vida de los demás, y derivar su satisfacción únicamente de complacer a los demás.

En un mundo en el que parece que muchos problemas provienen de personas que se preocupan demasiado poco, el rechazo a la codependencia puede parecer confuso. Uno podría preguntarse: ¿qué papel tiene el alejarse de la codependencia en la mejora del mundo en general?

Si no tenemos algún control sobre nuestro bienestar interno, podemos debilitarnos fácilmente. El mundo que nos rodea tiene un sinfín de circunstancias que a la mayoría de nosotros no nos gustan. Si nuestra capacidad de tener esperanza o ser felices depende únicamente de que estas circunstancias permanezcan de la manera que deseamos, podemos fácilmente quedarnos atrapados en la oscuridad.

Las enseñanzas bahá’ís dicen:

No dejéis que los sucesos del mundo os entristezcan. ¡Juro por Dios! El océano de la alegría anhela alcanzar vuestra presencia, pues toda cosa buena ha sido creada para vosotros y os será revelada de acuerdo con las necesidades del tiempo. – Bahá’u’lláh, citado por Shoghi Effendi en El advenimiento a la justicia divina, pág. 88.

Del mismo modo, si la percepción de nuestra identidad y nuestro valor proviene únicamente de los demás, podemos fácilmente caer en la trampa de no respetar nuestra propia personalidad. Una vez que perdemos el respeto por nosotros mismos, nos ponemos en riesgo de caer en la infelicidad:

…el honor supremo del hombre y su felicidad real descansan en el respeto de sí mismo, en su longanimidad y nobleza de propósito, en la integridad y cualificación moral y en una conciencia inmaculada. -Abdu’l-Bahá, El secreto de la civilización divina, pág. 29.

El riesgo no sólo se limita a nuestro propio mundo emocional interno. La Dra. LePera compartió que nuestra habilidad de abrazar las buenas cualidades en nosotros mismos se conecta a nuestra habilidad de reconocer lo bueno en los demás. Los escritos bahá’ís dicen que para amarnos los unos a los otros de la mejor manera posible, debemos enfocarnos en el bien que vemos en los demás en lugar de enfocarnos en sus defectos:

Si un hombre tiene diez buenas cualidades y una mala, considerad las diez y olvidad la mala. Que no nos permitamos decir una mala palabra de otro, aun cuando ese otro fuese nuestro enemigo. – Abdu’l-Bahá, citado por J.E. Esslemont en Bahá’u’lláh y la nueva era, pág. 72.

Cuando nos centramos en lo bueno que vemos en los demás, lo que estamos haciendo es buscar la divinidad, o los atributos de Dios, reflejados en ellos. Si no lo hacemos así, se hace muy difícil entablar cualquier relación que nos permita mantener una actitud amorosa:

Amad a las criaturas por amor a Dios y no por sí mismas. Jamás estaréis enojados o impacientes si los amáis por amor a Dios. La humanidad no es perfecta. Existen imperfecciones en cada ser humano; seréis siempre desdichados si miráis a la gente. Pero si miráis a Dios, los amareis y seréis amables con ellos, porque el mundo de Dios es el mundo de la perfección y de la completa merced. – Abdu’l-Bahá, La promulgación a la paz universal, pág. 110.

Mientras aplicar este mismo pensamiento al amor que tenemos por nosotros mismos, queda claro que sólo amarnos a nosotros mismos cuando los demás nos validan no es un amor completo. Alejarse de la co-dependencia requiere que aprendamos a amarnos a nosotros mismos incondicionalmente.

También podría interesarte

Espiritualidad

Por qué esperé para convertirme en bahá'í

Espiritualidad

Cómo convertir su matrimonio en una fortaleza para el bienestar

Espiritualidad

Cómo navegar en las redes sociales sin naufragar


Comentarios

characters remaining
x
x
Connect with Baha’is in your area
¡Bienvenido!
¿Cuál es su nombre?
Gracias my friend Nos gustaría contactarte con algún bahá'í de tu localidad, ¿de dónde eres?
¡Muchas gracias! ¿Cómo podrían contactarte?
To put you in touch with a Baha’i in your area who can answer your questions, we would like to kindly ask for a few details about yourself.
Connect with Baha’is in your area
Connect with Baha’is in your area
Get in touch with the Baha’is in your community.