Inspired
by the
Baha’i Faith
Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í. El sitio web oficial de la Fe Bahá’í es Bahai.org y el sitio web oficial de los bahá’ís de los Estados Unidos es Bahai.us.
ENTENDIDO
Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.
¿Quiero ser bahá'í?
Espiritualidad

¿Dónde encontrar sabiduría en el mundo de hoy?

David Langness | Sep 15, 2018

PARTE 1 IN SERIES El poder de la percepción

Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.

¿Interesado en otros temas?

Tenemos algo para todos
David Langness | Sep 15, 2018

PARTE 1 IN SERIES El poder de la percepción

Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.

«Nuestro mundo moderno sufre de una grave escasez de sabiduría», observó un amigo hace unas semanas. ¿Estás de acuerdo?

A veces parece que la sabiduría es escasa en estos días. Muchas personas estarían de acuerdo en que nuestros llamados líderes, ya sean corporativos, espirituales o políticos, definitivamente tienen un déficit de sabiduría.

Entonces comencé a preguntarme: ¿de dónde viene la sabiduría? ¿Cómo lo adquirimos? ¿Cómo podemos abordar esta falta de sabiduría?

Solíamos pasarlo de generaciones en generación, o heredarlo de nuestras antiguas tradiciones religiosas y culturales, pero esos mecanismos de traspaso de sabiduría parecen un poco frágiles en este punto. En cambio, muchos de nosotros ahora buscamos por sabiduría, o cualquier parecido con esta, en la web, buscando información, hechos o citas espirituales que resuenen en nosotros, memorizándolos y tratando de practicar esa sabiduría en nuestras vidas.

Vivimos en la era de la información, por lo que todos poseemos mucha información; sin embargo, aun así tenemos un deseo innato por alcanzar más percepción: aquella capacidad de ver más allá de los simples hechos y llegar hasta el meollo del asunto. La información no es sabiduría, sin embargo, claro, podemos consultar en nuestros teléfonos y encontrar una respuesta cada vez que surja alguna pregunta, pero la mera respuesta a una pregunta objetiva no nos aporta mucho en cuanto a la sabiduría o la percepción:

Sabiduría, n. 1. la cualidad de ser sabio; buen juicio. 2. aprendizaje, conocimiento.

 Percepción, n. 1. una instancia de aprehender la verdadera naturaleza de una situación. 2. visión mental penetrante o discernimiento; facultad de ver el carácter interno o la verdad subyacente. – Diccionario de Webster.

Todo ser humano anhela la alcanzar entendimiento. Todos queremos la capacidad, la sabiduría y el buen juicio para descubrir la verdadera naturaleza de una situación. Todos deseamos el discernimiento, la percepción, la conciencia y la claridad que conducen a la sabiduría. De hecho, la idea de percepción, buscar internamente para encontrar la respuesta a una pregunta o a un problema, denota inteligencia intuitiva, conciencia espiritual y una sabia toma de decisiones.

La palabra Pali para percepción «vipassana» se ha convertido incluso en el nombre de un tipo de meditación budista de atención plena.

En las enseñanzas Bahá’ís, Bahá’u’lláh describe el mejor camino en la vida como el camino de la sabiduría y la comprensión:

El sendero recto es aquel que lleva al hombre hacia la aurora de la percepción y hacia el lugar del amanecer del entendimiento verdadero y le guía hacia lo que será causa de gloria, honor y grandeza.

Abrigamos la esperanza de que, mediante la amorosa bondad del Todosabio, el Omnisciente, el polvo oscurecedor sea disipado y el poder de la percepción aumentado, para que los hombres puedan descubrir el propósito para el cual se les ha llamado a la existencia. En este día, todo lo que sirve para disminuir la ceguera y aumentar la visión es digno de consideración. Esta visión actúa como agente y guía del verdadero conocimiento. En verdad, en opinión de los sabios, la sutileza del entendimiento se debe a la agudeza de la visión. -Bahá’u’lláh, Las Tablas de Bahá’u’lláh, pp. 21-22.

Reflexiona un momento sobre lo que Bahá’u’lláh escribió: «… todo lo que sirve para disminuir la ceguera y aumentar la visión … actúa como agente y guía del verdadero conocimiento «. Aquí Bahá’u’lláh describe nuestra agudeza de visión, no solo visión externa, sino el poder de la percepción, a la agudeza de entendimiento.

Valoramos este tipo de comprensión y sabiduría en otros debido a lo raro que es poder encontrarlo. No todos desarrollan percepción. La edad no garantiza la sabiduría ni el rango ni la posición. La sabiduría requiere algo más profundo.

Entonces, ¿cómo llegamos a esa estación más profunda? En la psicología contemporánea, la «teoría del proceso dual» ha determinado que las personas usan dos sistemas mentales separados para resolver los problemas de la vida. Durante la mayor parte de nuestras vidas, usamos nuestros procesos de pensamiento lógico y analítico normales. Con base en la razón, esos procesos hacen uso de nuestros circuitos cerebrales cognitivos, confiando en las experiencias que hemos reunido y el conocimiento que hemos acumulado a medida que crecimos y nos desarrollamos para poder tomar decisiones y juicios de forma racional.

El segundo sistema no se basa en la razón; en cambio, involucra procesos intuitivos y automáticos menos entendidos que surgen de nuestra experiencia y nuestra capacidad de vincular mental o emocionalmente diferentes tipos de información. Podría llamarlo sentido común, inteligencia callejera o inteligencia instintiva, pero básicamente se refiere a una sabiduría interna. ¡Algunos científicos llaman a este proceso más intuitivo el Eureka! experiencia o el momento ¡Aha!, ese repentino momento de descubrimiento en el que la solución a un rompecabezas previamente insoluble se vuelve evidente. La palabra epifanía también describe este nivel de percepción y sabiduría repentina y reveladora.

Esa palabra proviene de la fiesta cristiana de la Epifanía, originalmente celebrada el 6 de enero, conmemorando la manifestación de Cristo a los gentiles, que sucedió cuando el Niño Jesús conoció a los Reyes Magos, los sacerdotes persas de Zoroastro atraídos al lugar de nacimiento de Jesús por las profecías de Zoroastro y el Estrella de Belén. Puedes ver a esos «tres sabios» representados en estatuas y guarderías cada temporada navideña.

La palabra griega Koine epiphaneia significa «manifestación»; que proviene de la antigua palabra griega theophaneia, que significa «visión de Dios». El actual uso secular y literario de esa palabra ahora describe una percepción repentina e intuitiva, una mirada profunda e inesperadamente reveladora sobre la realidad o el significado interno de algo, un destello de visión. ¿Alguna vez has tenido una epifanía?

Si es así, es probable que lo atesores. Las epifanías, esos momentos de descubrimiento, pueden cambiar nuestras vidas enteras. Cuando suceden, un velo se levanta, las nubes se separan y lo que era oscuro de repente se vuelve liviano. Vemos nuevamente, como el escritor y filósofo trascendentalista Ralph Waldo Emerson, quien dijo, en una conferencia que dio en 1838, «un hecho es una Epifanía de Dios y en cada hecho de la vida del hombre este debe criar un templo de maravilla y alegría. »

Los artistas y místicos siempre han generado estas ideas repentinas, estos saltos inductivos de la conciencia, que parecen desligarse del flujo de la percepción racional cotidiana. De hecho, para muchas personas estas instancias representan los puntos culminantes de la experiencia humana y la génesis de su arte, sus principios de vida y sus creencias más profundas. Cuando ocurre una epifanía, en ese momento místico de percepción podemos experimentar un sentido de Dios, de toda la forma del universo, de la unidad de todas las cosas creadas.

Esta maravillosa experiencia de profunda comprensión a veces ocurre cuando leemos una cita o proverbio particularmente profunda o significativa. Cuando eso sucede, a menudo podemos experimentar la epifanía de una persona sabia, perspicaz de segunda mano, y podemos incorporarlo en nuestro pensamiento y nuestro comportamiento, y hacer que forme parte de nuestra alma.

Desde la perspectiva bahá’í, las epifanías ocurren cuando sacamos inspiración y sabiduría de la Palabra de Dios, revelada a nosotros por los profetas y fundadores de las grandes Fe del mundo: los portadores de la gran sabiduría como Cristo, Buda, Moisés, Muhammad y ahora , más recientemente, Bahá’u’lláh:

Estas Esencias del Desprendimiento, estas Realidades resplandecientes son los canales de la gracia de Dios que todo lo llena. Conducidos por la luz de indefectible guía, e investidos con soberanía suprema, son comisionados para usar la inspiración de sus palabras, las efusiones de su infalible gracia y la brisa santificadora de su Revelación para limpiar, de todo corazón anhelante y de todo espíritu receptivo, la escoria y polvo de las preocupaciones y limitaciones terrenales. – Bahá’u’lláh, Pasajes de los Escritos de Bahá’u’lláh, p. 35.

Si quieres epifanías y te gustaría desarrollar tu propia sabiduría e intuición interior, lee las enseñanzas de » los canales de la gracia de Dios que todo lo llena»: los profetas y fundadores de las grandes religiones del mundo.

También podría interesarte

Espiritualidad

¿Deberíamos creer en los milagros?

Espiritualidad

¿Necesitan los niños una religión?

Espiritualidad

Erradicando los prejuicios


Comentarios

characters remaining
x
x
Connect with Baha’is in your area
¡Bienvenido!
¿Cuál es su nombre?
Gracias my friend Nos gustaría contactarte con algún bahá'í de tu localidad, ¿de dónde eres?
¡Muchas gracias! ¿Cómo podrían contactarte?
To put you in touch with a Baha’i in your area who can answer your questions, we would like to kindly ask for a few details about yourself.
Connect with Baha’is in your area
Connect with Baha’is in your area
Get in touch with the Baha’is in your community.