Inspired
by the
Baha’i Faith
Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í. El sitio web oficial de la Fe Bahá’í es Bahai.org y el sitio web oficial de los bahá’ís de los Estados Unidos es Bahai.us.
ENTENDIDO
Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.
¿Quiero ser bahá'í?
Cultura

Cómo las artes ayudan a construir comunidades vibrantes y pacíficas

Mead Simon | Jun 23, 2022

Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.

¿Interesado en otros temas?

Tenemos algo para todos
Mead Simon | Jun 23, 2022

Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.

Las artes, según la Casa Universal de Justicia, el órgano de gobierno democráticamente elegido de la Fe bahá’í, son una «parte integral… del desarrollo de una comunidad». ¿Qué significa esto para los artistas?

Significa que todo el mundo necesita el arte. Como formas de vida con significado, los seres humanos no podemos prosperar sin él.

Ya sea en el marco de una reunión grande o pequeña, o en el contexto de la vida de cada persona, las artes desempeñan un papel muy importante en la construcción de individuos sanos y comunidades sanas, vibrantes y pacíficas. Hay muchas maneras diferentes de utilizar las artes en nuestro trabajo y en nuestras vidas, y cada una de ellas tiene beneficios.

Sin embargo, cualquier debate sobre el tema debe comenzar con una aclaración de lo que se entiende por «las artes». Tradicionalmente tendemos a pensar que este término solo se aplica a las llamadas «bellas artes», que suelen incluir la pintura, la escultura y la música, pero los límites del arte se extienden mucho más allá.

Las enseñanzas bahá’ís amplían enormemente la definición de las artes para incluir un amplio abanico de actividades, que abarcan incluso nuestras profesiones, actividades industriales, artesanías y oficios. Las enseñanzas bahá’ís no se limitan a pintar y cantar, sino que tienen implicaciones mucho más amplias que su definición tradicional.

RELACIONADO: Cómo construir unidad global desde las bases

El arte, en cierto modo, significa buscar la belleza y la perfección en cualquier esfuerzo. El Báb, el heraldo y predecesor de Bahá’u’lláh, animaba a todos los que crean algo a dar lo mejor de sí mismos para perfeccionar su obra:

Perfeccionad, pues, vuestra propia obra en todo lo que produzcáis con vuestras manos trabajando a través de la obra de Dios. Entonces ésta sería, en efecto, una obra de Dios, el que Auxilia en el Peligro, el Autosubsistente. No desperdiciéis lo que Dios crea con vuestras manos a través de vuestra obra; más bien, haced patente en ellas la perfección de la industria o del oficio… Pues, en verdad, quien perfecciona su obra alcanza la certeza de la perfección de la obra de Dios en su propio ser. [Traducción provisional].

Las artes nos dan una forma creativa de expresar nuestra visión del mundo. Un médico que practica las artes curativas, por ejemplo, utiliza esta habilidad para ver a sus pacientes bajo una luz diferente, e informarles de su diagnóstico. Ya sea la música, la pintura, la danza, la narración, el bordado o cualquier otro medio que uno elija, las artes ofrecen una perspectiva más amplia del mundo que nos rodea y pueden ayudarnos a ver nuevas formas de interactuar con él.

En un mensaje reciente, la Casa Universal de Justicia dijo que las artes son «… un medio importante para generar alegría, fortalecer los lazos de unidad, difundir el conocimiento y consolidar la comprensión…».

Veamos tres formas específicas en las que el arte puede generar alegría, unidad, conocimiento y comprensión:

1. Todo arte comienza con una simple alegría. El cuadro que cuelga en la pared de nuestra casa, un ramo de flores sobre la mesa o la interpretación en directo de una bella pieza musical tienen la capacidad de levantar nuestro ánimo y aumentar nuestra felicidad. El arte nos permite relajarnos, respirar profundamente y abrirnos a las maravillas del mundo que nos rodea. Las artes pueden ayudarnos a desconectar de un largo día de trabajo, dándonos un mayor y necesario equilibrio en una vida sana. En su libro Epístola al Hijo del Lobo, Bahá’u’lláh nos recordó que las artes deben ser «conducentes al bienestar y la tranquilidad» de todos.

2. Las artes pueden fortalecer los «lazos de unidad» entre las personas de muchas maneras. Todos podemos disfrutar de la afición compartida por un equipo deportivo, de la belleza reconfortante de una canción o de una excelente película o programa de televisión. Algunas personas se unen por la experiencia común de asistir juntos a una obra de teatro o a un concierto, y lo recuerdan años después. Otros se sienten unidos haciendo manualidades juntos, riéndose a veces de su propia ineptitud y celebrando las bellas creaciones que parecen desarrollarse milagrosamente al terminarlas.

Culturas enteras se ven fortalecidas por su patrimonio artístico, ya sean las pinturas y esculturas renacentistas de las que los italianos están justamente orgullosos, o los tótems que cuentan la noble historia de las familias y comunidades indígenas de la costa occidental canadiense. Al reconocer el gran poder de unidad inherente a las artes, podemos ayudar a que otros se sientan acogidos en una comunidad en crecimiento, y ayudarles a contribuir con sus propias habilidades a su posterior desarrollo.

Estos dos niveles del uso de las artes son probablemente los más familiares para nosotros, y los que nos vienen fácilmente a la mente. Ya sea como espectador pasivo de una representación, o a través de la participación activa coloreando en una clase infantil, estas herramientas de alegría y unidad nos ayudan a comprender la sencilla conexión que podemos generar a través de las artes.

3. Todos conocemos la imagen del profesor aburrido y monótono en nuestra sociedad y la mayoría de nosotros podemos identificarnos con el resultado: los alumnos se quedan dormidos en sus sillas. Pero cuando un profesor comprometido y entusiasta utiliza el arte de la enseñanza para transmitir la información de forma creativa, puede ser una lección que se recuerde durante años. Por ejemplo: numerosos vídeos en Internet utilizan la animación para compartir nuevos conocimientos. «Schoolhouse Rock», «The Story of Stuff» e incluso «Horrible Histories» utilizan las artes con gran efecto para transmitir su mensaje a las masas.

El Segundo Congreso Mundial Bahá’í, celebrado en Nueva York, transmitió con éxito el sobrecogedor impacto de Abdu’l-Bahá en la humanidad a través de presentaciones teatrales, que aún recuerdan décadas después los que estuvieron allí.

La alegría, la unidad, el conocimiento y la comprensión, las artes, especialmente cuando ampliamos su definición en un ámbito más amplio e inclusivo, pueden ayudarnos a cada uno a alcanzar estos elevados objetivos espirituales.

También podría interesarte

Cultura

La confianza es una elección

Cultura

4 maneras prácticas de lidiar con el prejuicio y la ignorancia

Cultura

Aprovechando un embalse de bendiciones


Comentarios

characters remaining
x
x
Connect with Baha’is in your area
¡Bienvenido!
¿Cuál es su nombre?
Gracias my friend Nos gustaría contactarte con algún bahá'í de tu localidad, ¿de dónde eres?
¡Muchas gracias! ¿Cómo podrían contactarte?
To put you in touch with a Baha’i in your area who can answer your questions, we would like to kindly ask for a few details about yourself.
Connect with Baha’is in your area
Connect with Baha’is in your area
Get in touch with the Baha’is in your community.