Inspired
by the
Baha’i Faith
Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í. El sitio web oficial de la Fe Bahá’í es Bahai.org y el sitio web oficial de los bahá’ís de los Estados Unidos es Bahai.us.
ENTENDIDO
Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.
¿Quiero ser bahá'í?
Espiritualidad

El contenido de nuestro carácter: 3 pasos para mejorar como adultos

Makeena Rivers | Feb 14, 2021

Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.

¿Interesado en otros temas?

Tenemos algo para todos
Makeena Rivers | Feb 14, 2021

Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.

A menudo hablamos de la importancia de forjar el carácter cuando pensamos en cuidar a los más jóvenes. Si bien es cierto que es necesario que los niños y los jóvenes desarrollen hábitos desde temprano, ¿qué supone para nosotros forjar nuestro carácter como adultos?

A menudo resulta fácil ver cómo otras personas necesitan ajustar su carácter. Podemos ver cómo las cualidades deplorables de unos pocos poderosos pueden provocar el sufrimiento de muchos y cómo los defectos de las personas que nos rodean afectan nuestras vidas. Aparte de la evidente necesidad de cambiar, nuestro carácter tiene un impacto significativo en las personas que nos rodean.

Es fácil fijarse en el cambio que deseamos ver en los demás, pero cada uno de nosotros tiene el mayor control sobre nuestro crecimiento interno. Los escritos bahá’ís y las enseñanzas de muchas otras creencias animan a las personas a fijarse en sus propias debilidades y a trabajar en ellas, en lugar de centrarse en los demás.

Como escribió Bahá’u’lláh, el profeta y fundador de la Fe bahá’í, “¡OH HIJO DEL HOMBRE! No murmures los pecados de otros mientras tú mismo seas un pecador. Si desobedecieras este mandato serías maldecido y esto Yo lo atestiguo”.

Reformar nuestro carácter requiere muchas cosas. Algunas herramientas que he encontrado que pueden ser útiles cuando se trata de lograr un cambio intencional son las siguientes:

  • Conócete a ti mismo y reconoce tu capacidad para el bien

Para entender mejor qué partes de tu carácter necesitan ser consolidadas o sanadas, tienes que alcanzar un cierto nivel de autoconciencia. Me he dado cuenta de que el crecimiento interno puede ralentizarse o incluso detenerse cuando paso largos periodos sin reflexionar sobre lo que necesito cambiar. Como resultado, puedo funcionar en el piloto automático y herir u ofender accidentalmente a alguien con mis palabras o acciones. Otras veces, simplemente me siento estancada. Es en ese momento que me doy cuenta de que mi energía podría dirigirse a mejorar el mundo que me rodea.

Como escribió Bahá’u’lláh:

Te hice noble, ¿por qué te degradas a ti mismo? De la esencia del conocimiento te di el ser, ¿por qué buscas esclarecimiento en alguien fuera de Mí? De la arcilla del amor te moldeé, ¿cómo puedes ocuparte con otro? Vuelve tu vista hacia ti mismo, para que Me encuentres estando firme dentro de ti, fuerte, poderoso y autosubsistente.

En el proceso de mejorar continuamente mi carácter, me he dado cuenta de lo esencial que es creer que los seres humanos poseen la capacidad para hacer el bien. Si pensara que los seres humanos son solo sus tendencias más animales, entonces no serviría de nada intentar ser mejores. Pero no solo sí es posible elevarse por encima de nuestra naturaleza inferior, sino que en realidad existe algo divino en nuestro interior.

RELACIONADO: Crecemos cuando nos estamos incómodos

  • Establece normas claras para tu carácter

Además de ser consciente de los rasgos de carácter que quieres desarrollar, es difícil mejorar si no tienes un objetivo claro.

Podemos buscar inspiración en los demás. Aunque ninguno de nosotros es perfecto, podemos aprender los unos de los otros y hacer crecer nuestras capacidades mediante conversaciones significativas sobre cómo superar nuestras barreras internas y pasar a la acción. También podemos buscar orientación espiritual que nos proporcione un esquema para nuestros objetivos internos.

Como bahá’í, me fijo en el ejemplo de Abdul-Bahá, el hijo de Bahá’u’lláh y una de las figuras centrales de la historia de la Fe bahá’í. Los bahá’ís miran su vida de servicio y carácter puro como modelo de cómo vivir. Abdu’l-Bahá escribió: «Pido a Dios que aumentes día a día la pureza de tu corazón, la alegría de tu alma, la luz de tu entendimiento y la búsqueda de la Verdad». [Traducción provisional por Oriana Vento].

  • Reflexiona sobre tu progreso

Aunque sería increíble pensar que podemos simplemente organizar nuestros pensamientos, reconocer un objetivo interno y luego cumplirlo, las cosas no suelen ser tan sencillas. Nuestro mundo nos pone a prueba continuamente con nuevos retos, y siempre corremos el riesgo de retroceder. Así que, aunque sería bonito ir tachando las metas de nuestra lista, cuando se trata de proteger la integridad de nuestro carácter, los escritos bahá’ís sugieren que sigamos reevaluando lo lejos que hemos llegado:

Cada día, por la mañana, al levantaros, debéis comparar el día de hoy con el de ayer y ver en qué condiciones estáis. Si observas que vuestra creencia es más fuerte y vuestro corazón está más ocupado con Dios y vuestro amor ha aumentado y vuestro desprendimiento de este mundo es mayor, entonces agradece a Dios y pide el aumento de estas cualidades. Debéis empezar a orar y a arrepentiros de todo lo que habéis hecho mal y debéis implorar y pedir ayuda y asistencia para que seáis mejores que ayer y podáis seguir progresando. [Traducción provisional por Oriana Vento]

Estas son solo algunas de las herramientas que utilizo para responsabilizarme de desarrollar un buen carácter. Como adultos, formar nuestro carácter puede ser un reto, pero no es imposible si nos esforzamos al máximo. Si utilizamos las herramientas que tenemos con cuidado, no solo podemos cambiarnos a nosotros mismos, sino que también podemos apoyarnos mutuamente mientras aprendemos y mejoramos quiénes somos y cómo nos mostramos en nuestras familias, con nuestros amigos y en nuestras comunidades.

También podría interesarte

Espiritualidad

¿Ser una buena persona te llevará al cielo?

Espiritualidad

El propósito y el poder de la oración y la meditación

Espiritualidad

La accesibilidad a la oración comunitaria


Comentarios

characters remaining
x
x
How do I become a Baha’i?
¡Bienvenido!
¿Cuál es su nombre?
Gracias my friend Nos gustaría contactarte con algún bahá'í de tu localidad, ¿de dónde eres?
¡Muchas gracias! ¿Cómo podrían contactarte?
To put you in touch with a Baha’i in your area who can answer your questions, we would like to kindly ask for a few details about yourself.
How do I become a Baha’i?
How do I become a Baha’i?
Get in touch with the Baha’is in your community.