Inspired
by the
Baha’i Faith
Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í. El sitio web oficial de la Fe Bahá’í es Bahai.org y el sitio web oficial de los bahá’ís de los Estados Unidos es Bahai.us.
ENTENDIDO
Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.
¿Quiero ser bahá'í?
Servicio

¿Quisieras ayudar a construir una nueva comunidad global?

David Langness | Jul 21, 2021

Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.

¿Interesado en otros temas?

Tenemos algo para todos
David Langness | Jul 21, 2021

Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.

La construcción de cualquier tipo de comunidad requiere siempre un entorno estable y pacífico como punto de partida básico.

Sin paz, en medio de la hostilidad y la violencia, ninguna comunidad, local o global, puede crecer o prosperar. Por eso los bahá’ís de todo el mundo se consagran a la promesa de Bahá’u’lláh de una nueva comunidad mundial comprometida con la justicia, la unidad y el fin de los conflictos humanos violentos.

La fe bahá’í ha establecido y construido, en su relativamente corto período de existencia, una fuerza de base mundial de personas comprometidas de todas las culturas, colores y clases que trabajan activamente por el cese de la guerra. Las enseñanzas bahá’ís ya han creado un movimiento de paz mundial sin precedentes:

Hoy día no existe mayor gloria para el hombre que aquella del servicio a la causa de la Más Grande Paz. La paz es luz; la guerra es muerte. La paz es guía; la guerra es error. La paz es el fundamento de Dios; la guerra es una institución satánica. La paz es la iluminación del mundo de la humanidad; la guerra es la destructora de los valores fundamentales humanos. Cuando consideramos los logros en el mundo de la existencia, descubrimos que la paz y la camaradería son factores de progreso y mejoramiento, en tanto que la guerra y la contienda son la causa de la destrucción y la desintegración. Todas las cosas creadas son expresiones de la afinidad y cohesión de sustancias elementales, y la inexistencia es la ausencia de su atracción y armonía. Varios elementos se unen armoniosamente en la composición, pero cuando estos elementos se vuelven discordantes, repeliéndose unos a otros, el resultado es la descomposición y la inexistencia. Todas las cosas participan de esta naturaleza y están sujetas a este principio, pues el principio creativo en todos sus grados y reinos es una expresión o resultado del amor. – Abdu’l-Bahá, La Promulgación de la Paz Universal.

Este desarrollo verdaderamente nuevo, único en la historia de la humanidad, vincula a millones de bahá’ís de todas las clases, culturas, países, grupos raciales y antiguas religiones en un programa unificado de construcción de paz que abarca todo el planeta.

Identificados como ciudadanos del mundo, los bahá’ís de todas las naciones de la Tierra abogan y trabajan concienzudamente por la paz internacional. Comprometidos con el comportamiento pacífico y la acción no violenta, los bahá’ís han creado el movimiento por la paz más diverso, extendido y sostenible jamás reunido. Pero los propios bahá’ís no decidieron un día centrarse en la paz, sino que este enfoque en «la Más Grande Paz» proviene orgánicamente de las enseñanzas de Bahá’u’lláh, el fundador de la fe bahá’í.

Bahá’u’lláh anunció ese principio primordial bahá’í de la paz cuando la Fe comenzó, enunciando un sofisticado sistema espiritual de enseñanzas para la construcción de la comunidad y la paz al que se refirió colectivamente como «un nuevo orden mundial». Ese orden mundial, escribió Bahá’u’lláh, primero alteraría el status quo de la Tierra, luego comenzaría a ejercer una poderosa influencia en todo el planeta y, en consecuencia, nos llevaría a un sistema universal de gobierno global unificado, que en última instancia aseguraría la paz y la tranquilidad de la humanidad.

En sus escritos y enseñanzas, Bahá’u’lláh convirtió la búsqueda de la paz universal en la principal prioridad para toda la humanidad:

Incumbe a todos los pueblos del mundo reconciliar sus diferencias y, con perfecta unidad y paz, morar bajo la sombra del Árbol de su cuidado y amorosa bondad. Les incumbe aferrarse a todo aquello que, en este Día, conduzca a la exaltación de su posición y la promoción de sus mejores intereses… Pronto el orden actual será enrollado y uno nuevo será desplegado en su lugar. De cierto, vuestro Señor habla la verdad y es el Conocedor de cosas no vistas. – Bahá’u’lláh, Pasajes de los escritos de Bahá’u’lláh.

En consecuencia, los escritos bahá’ís esbozan una visión plenamente realizada de un mundo unificado y en paz, con un plan detallado para lograrlo. No es una mera esperanza o una expectativa vacía, la receta bahá’í para la paz universal adopta un enfoque realista y práctico para establecer el nuevo orden mundial de Bahá’u’lláh. Los bahá’ís creen que este enfoque sin precedentes ayudará a iniciar un ciclo completamente nuevo de armonía humana:

La llamada del Reino ha resonado y el anuncio de la necesidad de una Paz Universal ha iluminado la conciencia del mundo.

…mediante el celo y el ardor de los puros de corazón sea erradicada la oscuridad del odio y de los disensos, y que brille la luz del amor y de la unidad. Este mundo ha de convertirse en un nuevo mundo. Las cosas materiales se trocarán en espejos de lo divino; los corazones humanos confluirán en un mutuo abrazo; el mundo entero acabará convirtiéndose en un sola tierra natal y las diferentes razas se contaran como una sola. – Abdu’l-Bahá, Abdu’l-Bahá en Londres.

En esta nueva era, los bahá’ís creen que la unidad mundial ha llegado a ser finalmente no solo posible sino inevitable:

En ciclos pasados, aunque fuera establecida la armonía, sin embargo, debido a la falta de medios, no podría haberse logrado la unidad de la humanidad. Los continentes estaban muy distanciados; es más, incluso entre pueblos de un mismo continente eran poco menos que imposibles la asociación y el intercambio de ideas. En consecuencia, eran inalcanzables la intercomunicación, el entendimiento y la unidad entre todos los pueblos y linajes de la tierra. No obstante, en este día se han multiplicado los medios de comunicación y los cinco continentes de la tierra se han convertido prácticamente en uno solo. Y para todos es ahora fácil viajar a cualquier país, relacionarse e intercambiar puntos de vista con sus pueblos y familiarizarse, a través de las publicaciones, con las condiciones, las creencias religiosas y los pensamientos de todos los hombres. Asimismo, todos los miembros de la familia humana, ya sean pueblos o gobiernos, ciudades o aldeas, han llegado a ser cada vez más interdependientes. A ninguno le es posible ya bastarse a sí mismo, por cuanto los lazos políticos unen a todos los pueblos y naciones, y cada día se fortalecen más los vínculos del comercio y la industria, de la agricultura y la educación. De ahí que la unidad de toda la humanidad puede ser alcanzada en este día.Abdu’l-Bahá, Selección de los Escritos de Abdu’l-Bahá.

En los siguientes artículos, echaremos un vistazo detallado a los elementos del programa de paz global bahá’í, exploraremos su practicidad y promesa, y visualizaremos el día en que la humanidad pueda finalmente deponer las armas y participar en las tan esperadas alegrías de un planeta pacífico.

También podría interesarte

Servicio

Mentores: la clave para construir un mundo mejor

Servicio

Cómo el servicio comunitario ha creado amistades duraderas

Servicio

Cómo construyen los bahá'ís una comunidad amorosa


Comentarios

characters remaining
x
x
Connect with Baha’is in your area
¡Bienvenido!
¿Cuál es su nombre?
Gracias my friend Nos gustaría contactarte con algún bahá'í de tu localidad, ¿de dónde eres?
¡Muchas gracias! ¿Cómo podrían contactarte?
To put you in touch with a Baha’i in your area who can answer your questions, we would like to kindly ask for a few details about yourself.
Connect with Baha’is in your area
Connect with Baha’is in your area
Get in touch with the Baha’is in your community.