Inspired
by the
Baha’i Faith
Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í. El sitio web oficial de la Fe Bahá’í es Bahai.org y el sitio web oficial de los bahá’ís de los Estados Unidos es Bahai.us.
ENTENDIDO
Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.
¿Quiero ser bahá'í?
Vida

¿Qué es lo que da esperanza a la gente por el futuro?

Radiance Talley | Sep 12, 2022

Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.

¿Interesado en otros temas?

Tenemos algo para todos
Radiance Talley | Sep 12, 2022

Las opiniones y puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor únicamente, y no necesariamente reflejan la opinión de BahaiTeachings.org o de alguna institución de la Fe Bahá'í.

La humanidad ha soportado tanto sufrimiento en los últimos años. Con pandemias, guerras mundiales, crímenes de odio y tiroteos masivos, es comprensible que la Casa Universal de Justicia, el órgano de gobierno mundial de la Fe bahá’í, haya declarado que «la esperanza se ha convertido en un recurso agotado» para muchos.

RELACIONADO: Cómo ser optimista: 7 maneras de ser más positivo

Una parte importante de ser bahá’í es llevar esperanza a los desesperados porque los bahá’ís creen que el destino de la humanidad es la paz y la unidad mundial. Estas crisis y calamidades mundiales son como los dolores de parto: un período extremadamente doloroso antes de un futuro brillante y emocionante.

Como escribió Shoghi Effendi, el Guardián de la Fe bahá’í:

Cada vez es más evidente que el mundo aún no ha terminado su trabajo de parto, que la Nueva Era aún no ha nacido del todo, que la verdadera Paz aún no está a la vuelta de la esquina. No debemos hacernos ilusiones sobre lo mucho que depende de nosotros y de nuestro éxito o fracaso.

Toda la humanidad está perturbada, sufre y está confundida; no podemos esperar no estar perturbados y no sufrir, pero no debemos de estar confundidos. Al contrario, la confianza y la seguridad, la esperanza y el optimismo son nuestra prerrogativa. [Traducción provisional]

Así que pedí a algunos amigos bahá’ís que compartieran lo que les da esperanza por el futuro. Espero que esto inspire a aquellos de ustedes que han perdido la esperanza a encontrarla de nuevo.

¿Qué es lo que da esperanza a la gente por el futuro?

El Dr. Allen Omid Eghrari, oftalmólogo de Baltimore, nos explica cómo un cambio de perspectiva puede darnos una visión más esperanzadora y positiva.

Dr. Allen Omid Eghrari

Él escribió: «A lo largo de los años, siento que mi enfoque de la vida se ha ido alejando de ‘¿qué quiero en la vida?’ a ‘¿qué necesita el mundo de mí? ¿Cómo puedo servir a la humanidad? ¿Cómo puedo alinearme más estrechamente con la voluntad divina para este día?’

Es un sentimiento de estar vinculado a una aspiración más colectiva que a mis propias esperanzas individuales. Eso es algo que también estoy sintiendo como padre primerizo, que la vida no se trata solo de mis esperanzas, sino también de las que tiene y tendrá mi pequeño cuando crezca. Hay algo en esa perspectiva colectiva que me ayuda a ver continuamente nuevas posibilidades».

Allen preguntó: «¿Recuerdas la primera vez que tus padres o algún amigo te regalaron un paquete de semillas y las plantaste en la tierra? Aunque no hubieras cultivado nada antes, tenías la esperanza de que se convirtiera en una planta porque sabías algo sobre la naturaleza de esas semillas y su potencial. Las viste como algo más que pequeñas cáscaras, sino como algo capaz de crecer, porque ese padre o amigo compartió contigo una visión de lo que es posible.

Creo que lo mismo ocurre con nosotros como personas. Bahá’u’lláh [el profeta y fundador de la Fe bahá’í] dice que cada uno de nosotros es como «una mina rica en gemas de valor inestimable», y tenemos que desarrollar el conocimiento y las cualidades espirituales a través de la educación para sacar esas gemas a la superficie. Así que, siguiendo el ejemplo de la semilla, ¿cómo podemos ver en nosotros mismos y en todos los que nos rodean, no solo la cáscara exterior de una montaña, sino mirar más allá de las rocas para ver las gemas que hay dentro y lo que somos capaces de llegar a ser y manifestar?

Eso me da esperanza como individuo, porque siempre puedo hacer que cada día sea mejor que el anterior, y también como sociedad, porque sé que somos capaces de convertirnos en mucho más de lo que somos ahora. Generación tras generación, podemos crecer en nuestra justicia, nuestra unidad, [y] nuestra compasión. La visión de Bahá’u’lláh nos dice que un mundo con estas cualidades es posible, pero tendremos que contribuir para hacerlo realidad».

El Dr. Derik Smith, autor y profesor universitario de la zona de Los Ángeles, añadió: «Los escritos de la Fe bahá’í nos aseguran que la humanidad avanza hacia un destino glorioso. Siento que tengo la oportunidad de contribuir de alguna manera a este avance. Así que, aunque no viviré para ver el día de la unidad y la paz que puedo imaginar, sé que con la gracia de Dios puedo desempeñar un pequeño papel en su realización. Tengo una tremenda fe en el ‘maravilloso sistema’ de Bahá’u’lláh, fe en que permitirá que el gran potencial de la humanidad emerja en toda su gloria».

Por qué debemos tener esperanza por el futuro

Derik cree que «es muy difícil llevar a cabo una transformación social sin esperanza».

Dr. Derik Smith

Él escribió: «El despotismo y la opresión corren libres cuando no son desafiados por la esperanza de los oprimidos. Me parece que, como bahá’í, debo esforzarme por alcanzar la esperanza, con la que puedo impulsar mis contribuciones al cambio social. La esperanza no es lo mismo que el optimismo ingenuo de que las cosas cambiarán a mejor por sí solas.

MLK dijo en una ocasión que «el cambio no llega sobre las ruedas de la inevitabilidad, sino que llega a través de la lucha continua». Como bahá’í, quiero ver un cambio en el mundo, y sé que puedo contribuir a ese cambio a través de una doble batalla moral en la que refino mi propio espíritu al tiempo que me esfuerzo por construir una sociedad justa y empoderada. Sin la esperanza de progresar en esta batalla, no podré llevar a cabo el trabajo al que los bahá’ís están llamados».

Él compartió que podemos inspirarnos en el ingenio y el espíritu de la humanidad a lo largo de la historia:

«Me siento abrumado cuando considero la resiliencia del pueblo de África Occidental que fue esclavizado en todo el ‘Nuevo Mundo’, y que logró crear tanto mientras soportaba una tortuosa opresión. Si una generación tras otra pudo no solo sobrevivir, sino construir comunidades y culturas indomables a través de todo eso, entonces podemos tener la esperanza de que la humanidad prevalecerá, a pesar de la ‘inhumanidad del hombre hacia el hombre’.

También podemos observar los indicadores estadísticos que muestran que la vida está mejorando para la gran mayoría de las personas en el mundo. La esperanza de vida aumenta y la pobreza extrema se reduce. Aunque los habitantes del continente africano, y otros de la diáspora africana, no han cosechado su parte justa de los beneficios que ha acumulado la humanidad en las últimas décadas, confío en que la justicia vencerá, y que la familia humana madurará, de modo que el bienestar material se extenderá a más y más personas».

Lisa Otey Spencer

Lisa Otey Spencer, ejecutiva de cuentas del sector sanitario en Nashville, añadió: «Si despiertas y Dios te ha concedido el aliento, eso significa que aún no ha terminado contigo. Todavía tienes un propósito y tu historia todavía se está escribiendo. Afronto el día sabiendo que todavía tengo tiempo para hacer lo que no terminé ayer. ¡Así que la palabra ‘esperanza’ no es realmente algo en lo que pienso porque confío y sé que Dios ya lo ha resuelto!».

Como dijo Abdu’l-Bahá, una de las figuras centrales de la Fe bahá’í, en una charla en París en 1911:

¡Elevad vuestros corazones más allá del presente y contemplad el futuro con fe! Hoy la semilla ha sido sembrada, sus granos caen sobre la tierra, mas aguardad el día cuando se convertirá en un árbol glorioso y sus ramas se llenarán de frutos. ¡Regocijaos y estad contentos, pues este día ha amanecido, tratad de comprender su poder, pues, en verdad, es maravilloso! ¡Dios os ha coronado con honor y en vuestros corazones ha puesto una estrella radiante; ¡verdaderamente, su luz iluminará el mundo entero!

También podría interesarte

Vida

5 formas de relajar tu mente y tu cuerpo

Vida

Cómo el servicio ayuda a mejorar tu vida

Vida

Los fundamentos espirituales de la gestión del tiempo


Comentarios

characters remaining
x
x
Connect with Baha’is in your area
¡Bienvenido!
¿Cuál es su nombre?
Gracias my friend Nos gustaría contactarte con algún bahá'í de tu localidad, ¿de dónde eres?
¡Muchas gracias! ¿Cómo podrían contactarte?
To put you in touch with a Baha’i in your area who can answer your questions, we would like to kindly ask for a few details about yourself.
Connect with Baha’is in your area
Connect with Baha’is in your area
Get in touch with the Baha’is in your community.