Inspired
by the
Baha’i Faith
Las opiniones expresadas en nuestro contenido pertenecen al autor únicamente, y no representan puntos de vista de autoridad en la Fe Bahá‘í. El sitio web oficial de la Fe Bahá‘í es Bahai.org. El sitio web oficial de los bahá’ís de los Estados Unidos es Bahai.us.
ENTENDIDO
Las opiniones expresadas en nuestro contenido pertenecen al autor únicamente, y no representan puntos de vista de autoridad en la Fe Bahá’í.
¿Quiero ser bahá'í?
Vida

¿Por qué es tan difícil dejar de vivir en el pasado?

Radiance Talley | May 14, 2024

Las opiniones expresadas en nuestro contenido pertenecen al autor únicamente, y no representan puntos de vista de autoridad en la Fe Bahá’í.

¿Interesado en otros temas?

Tenemos algo para todos
Radiance Talley | May 14, 2024

Las opiniones expresadas en nuestro contenido pertenecen al autor únicamente, y no representan puntos de vista de autoridad en la Fe Bahá’í.

La mayoría de la gente duerme en el mismo lado de la cama cada noche, se despierta a la misma hora para mirar su teléfono, cepillarse los dientes, lavarse la cara y peinarse en el mismo orden, decide qué ponerse en función de su mismo puñado de prendas favoritas, va al trabajo y se estresa por los mismos proyectos o personas, determina qué cenará en función de su misma lista de comidas favoritas, espera relajarse por la noche con su rutina familiar, solo para repetir el mismo día una y otra y otra vez.

Es como si estuviéramos funcionando con el piloto automático mientras seguimos experimentando los mismos sentimientos a partir de las mismas experiencias que resultaron de las mismas acciones que fueron creadas por las mismas elecciones que fueron inspiradas por los mismos pensamientos. Como dijo Abdu’l-Bahá, una de las figuras centrales de la fe bahá’í, en una charla en París en 1911:

Su pensamiento es Él mismo, y son inseparables.

Y, de los 60.000 a 70.000 pensamientos que tenemos en un día, el 80 por ciento de los cuales son negativos, «el 90 por ciento de esos pensamientos son exactamente los mismos que tuvimos el día anterior», escribió el Dr. Joe Dispenza en su libro » Tú eres el placebo: Cómo hacer que tu mente importe». En consecuencia, «Tu ayer se convierte en tu mañana; así que, en realidad, tu pasado es tu futuro».

Entonces, ¿por qué le cuesta a la gente dejar de vivir en el pasado? Un principio de la neurociencia es que «las células nerviosas que se activan juntas… se conectan entre sí».

RELACIONADO: Cómo aprovechar el poder del pensamiento para sanar

En «What Is Change?» (¿Qué es el cambio?), episodio dos, de su serie «Rewired» en Gaia.com, el Dr. Joe Dispenza explicó que «a los 35 años de edad», tienes «un conjunto de programas muy arraigados que se convierten en tu identidad o personalidad«. Y esa marca de los 35 años significa que la mayoría de las personas, al llegar a esa edad, se convierten en un conjunto de comportamientos memorizados, reacciones emocionales inconscientes, hábitos automáticos, actitudes, creencias y percepciones arraigadas que funcionan igual que un programa informático».

Quizá esa sea una de las razones por las que Abdu’l-Bahá afirmó que «la ciega imitación del pasado atrofia la mente».

El Dr. Joe Dispenza continuó: «Puedes decirle a una persona: ’¿Por qué eres así? Y te dirán: ’Soy así por una experiencia que me ocurrió hace 35 años’. Y lo que están diciendo desde [un] punto de vista biológico [es] que hace 35 años tuvieron un acontecimiento que les alteró, y desde entonces no han podido cambiar».

Por ejemplo, si los niños te acosaban en el colegio, recuerdas sus palabras crueles y sus expresiones burlonas mientras te ridiculizaban y excluían cuando intentabas acercarte a ellos. Te sentías abatido y solo cuando volvías a casa. Cada vez que recordabas y rememorabas la experiencia, sentías dolor en el presente por un suceso que ocurrió en el pasado. A medida que pasaban los años, te sentías más desesperanzado y amargado con respecto a las relaciones futuras. Cada vez que la gente te hacía daño y sentías esa sensación familiar de rechazo y aislamiento, te recordabas a ti mismo el acoso que sufriste en la escuela y a las otras personas de tu vida que te habían hecho daño, lo que te hacía sentir más esas emociones depresivas y te dejaba en un bucle de retroalimentación de pensamientos y sentimientos poco saludables. Además, Abdu’l-Bahá dijo que «El recuerdo de nuestra propia debilidad sólo podrá traernos desesperación».

RELACIONADO: Mi camino hacia el perdón y la salud emocional

«Conclusión: La mayoría de nosotros vivimos en el pasado y nos resistimos a vivir en un nuevo futuro. ¿Por qué? El cuerpo está tan habituado a memorizar los registros químicos de nuestras experiencias pasadas que crece apegado a estas emociones», escribió el doctor Joe Dispenza en «Tú eres el placebo». «Con el tiempo, nos volvemos inconscientemente adictos a nuestros problemas, a nuestras circunstancias desfavorables o a nuestras relaciones malsanas«.

Las personas acaban volviéndose adictas a sus sentimientos negativos y al torrente de sustancias químicas que inundan su cuerpo como consecuencia de ellos y, al final, no saben quiénes son sin su dolor. Las personas pueden incluso buscar inconscientemente personas o situaciones tóxicas para desencadenar su respuesta al estrés porque se han acomodado a lo que no es saludable.

No es justo que dejes que la crueldad de los que están en el pasado siga teniendo control sobre la felicidad que puedes experimentar en el presente y en el futuro. En una carta escrita en nombre de Shoghi Effendi, el Guardián de la fe bahá’í, en 1943, dice:

Nuestro pasado no es lo que importa tanto en este mundo sino lo que pretendemos hacer con nuestro futuro.

Lee mi próximo artículo para descubrir cómo puedes dejar de vivir en el pasado y empezar a crearte un futuro nuevo y más brillante.

También podría interesarte

4 pasos para crear una relación sostenible
Vida

4 pasos para crear una relación sostenible

Historias de relaciones interraciales: dificultades y éxitos
Vida

Historias de relaciones interraciales: dificultades y éxitos

El efecto de las expectativas en la curación
Vida

El efecto de las expectativas en la curación


Comentarios

characters remaining
x
x
Conecta con los Bahá'ís de tu área
¡Bienvenido!
¿Cuál es su nombre?
Gracias my friend Nos gustaría contactarte con algún bahá'í de tu localidad, ¿de dónde eres?
¡Muchas gracias! ¿Cómo podrían contactarte?
To put you in touch with a Baha’i in your area who can answer your questions, we would like to kindly ask for a few details about yourself.